Archivo de la etiqueta: iglesia catolica

SILENCIO

Sabemos que cuando en un lugar se percibe un silencio opresivo este nos alerta o de una tormenta o de alguna amenaza de considerable magnitud.

Ese es el silencio que existe en determinados sectores de la sociedad española; y cuando el silencio grita lo hace desde lugares en los que, mientras atronaba la voz de la ciudadanía,  envejecía  latente esperando la oportunidad que parece haber llegado.

Pero nos están silenciando; el miedo, la inseguridad, la pérdida de derechos, todo aquello que considerábamos ya inmutable se está diluyendo en nuestras manos y en nuestras calles se están viendo cosas como en una pantalla en blanco y negro, aunque ahora sea roja y gualda.

Pero no son ellos los únicos que arrecian en sus consignas, no son solo ellos los que están consiguiendo que sus voces se alcen por encima de las de l@s demócratas, otros como ellos irrumpen en nuestras casas desde los púlpitos cubriendo a las mujeres, y a todo humano que se salga de sus dogmas, con el burka de la intolerancia y la dictadura de sus prejuicios.

La carta de ajuste del pensamiento único se ha establecido en las modernas TDT’s para adoctrinar y recuperar el tiempo perdido… y así rellenan las cloacas de viejos detritus putrefactos, rescriben la historia, se establecen en nuestras televisiones, se instalan en nuestras conversaciones y se hacen  altavoces ensordecedores que, cual apóstoles de la catástrofe, van recogiendo indignaciones, exaltando miedos y ganando adeptos.

Y así nos vamos quedando en silencio, hasta que la voz robada se muera y cuándo reaccionemos, cuando queramos gritar: ¡ya no me callo más! , entonces no tendremos lengua, ni espacio donde se propague nuestra voz; porque el silencio, cuando gana la partida insonoriza, aturde , crea vacío.

No me callo, aunque mi voz sea un murmullo en este tempestuoso mar de política incompasiva y mercados encarnados en depredadores de carne humana.

Anuncios

EVANGELIZAR

Hubo un tiempo, cuando la comunicación de una idea era un reguero de agua lento, en el que las creencias de todo tipo eran extendidas por el mundo a través de “evangelizadores”. Pero el problema de la evangelización estaba en la imposición, y de eso sabe mucho la Iglesia católica, ¡Cuántas evangelizaciones se convirtieron en guerras santas!

En  la actualidad la transmisión de una idea es un reguero de pólvora y las palabras están en un segundo en todas las partes del mundo. No necesitamos Cruzados, no queremos guerras santas, ni evangelizadores con espada sobre biblia.

La visita del Papa ha puesto al descubierto  la “intención” de la Iglesia , la agresividad contenida durante años y que, tantas veces, mostraron con lo que ellos llamaban entonces: pagan@s y hoy denominan laic@s, ate@s, etc.

La discordia no es considerada una virtud cristiana y el jefe de los católicos ha venido a España a sembrar discordia porque no le gusta como somos, no le agradan nuestras costumbres y merecemos una nueva “evangelización” que empieza por la persecución hacia l@s ate@s; pero no contento con eso hurga en la herida de la II República y manifiesta que este descreimiento nos sitúa en aquella época de crisis, que ellos identifican con una nueva persecución a sus creencias y nada más lejos de la realidad; lo que debe aceptar la Iglesia católica es que ni es única, ni tiene porque ser verdadera para todas las personas, y eso es : RESPETO, algo que reclaman vehementemente para sí pero que niegan sistemáticamente a l@s demás.

Es curioso que aquello@s que recomiendan hacer examen de conciencia para reconocer los malos actos, prefieran acusar a l@s demás de sus derrotas y de la ausencia de fieles en lugar de asumir su endiosamiento y alejamiento de la realidad.

Me causa indignación  alguna de las declaraciones de este hombre, y más conociendo el Museo Vaticano, especialmente cuando dijo:  “Dejadme (…) que advierta de las amenazas a su dignidad (la de la humanidad) por el expolio de sus valores y riquezas originarios, por la marginación o la muerte infligidas a los más débiles y pobres.”

Algun@s católic@s nos llaman “seguidores de Barrabás” porque no nos gusta el Papa, su iglesia y sus hipócritas enseñanzas y, lo que es peor para ellos,  osamos expresarlo en público; pero yo sé que lo qué , realmente,  les molesta es que no le pongamos la equis en la casilla de la declaración de la Renta y que protestemos porque no queremos pagar el dispendio de su Jefe en viajes y seguridad.

No lo esperábamos,  la realidad es tozuda y nos ha dado la razón.


 

INTOCABLES

En los últimos tiempos no dejo de  escuchar  quejas de determinadas instituciones, y personas de su entorno, que critican que se les recriminen acciones inadecuadas. No percibo la intención de mejorar o corregir los actos que han despertado las críticas, ni veo más responsables que l@s que ell@s señalan en una centrifugación de responsabilidades incomprensible.

Me refiero, como habréis adivinado, a la Iglesia Católica y al Poder judicial Español. La primera trata de establecer el dogma por encima de la ley: Dios nos juzgará… ¡No señor, los tribunales humanos deberán juzgarlos!  y después que venga su dios o anubis que nosotros ya no nos enteraremos; ¿Y el Tribunal Supremo? pues como herederos de Salomón se creen infalibles y contradecirlos lo consideran un acto de atentado contra las instituciones democráticas; así que en formación romana , pilum en ristre, se guarecen bajo la figura de esa señora, que bien podría ser una pescadera de mi pueblo por la balanza y por el poco respeto que est@s señoras/es le tienen.

Y algun@s me dirán que l@s otr@s,  l@s roj@s,  han atentado también con sus declaraciones contra Doña Justicia, y  yo respondo: ¡NO!, porque no es lo mismo criticar las interpretaciones de la Ley que la Ley  en sí.

En nuestra sociedad todavía hay algun@s que se creen intocables y no lo son, así que lo único que les queda es aprender a aceptar la crítica,  porque al final l@s que le han causado un daño considerable a la institución son aquell@s que han defendido, desde una posición dogmática, las razones  que,  hasta el momento, su toga o su sotana hacían en incontestables.

¡Olvídense de que me calle! Personalmente considero que puedo confiar en la Iglesia o en el Poder Judicial mientras tenga razones para ello,  y  que puedo cuestionarlos cuando considere que las razones que se me presentan son insuficientes, porque la confianza no es fe ciega… la fe ciega es  irracional, es sumisión, es ceder el pensamiento propio a “instancias superiores”.

Qué suerte tienen algun@s que,  aprovechando este volcán*aventan el humo y  las cenizas para librarse de  la “correa alemana” que les atenazaba públicamente.

Estoy harta de autoridades casi divinas… menos mal que soy atea y  desobediente.

PROLE DIVINA

“Existen males mayores que los que esos pobres de Haití están sufriendo estos días (…) También deberíamos llorar por nosotros, por nuestra pobre situación espiritual, por nuestra concepción materialista de vida”. Declaraciones del Obispo de San Sebastián, José Ignacio Munilla, un hijo de dios que en lugar de iglesia merece una casa derruida en Haití, bajo la que morirse rezando a su dios, a ser posible durante ocho días.

Y que nadie me venga a decir, ahora, que lo he mal interpretado o sacado de contexto, porque no comulgo con ruedas de molino, ni con su hipocresía-solidaria. ¡Palabra de Munilla!

Y por si la cosa fuera poco, se une al coro celestial el portavoz evangelista de los estadounidenses , Pat Roberson, asegurando que Haití ha sido castigada por dios por hacer un pacto con el diablo ¿Pacto con el diablo? ¡Joder, ya vemos la vida que llevaban!

Como sigamos así en breve empezaré a pedir hogueras y no quisiera.

UN ROSARIO DE POST PARA MUNILLA (Enviadme los vuestros y los enlazo):

Papeles de Tovar

Vida

El mundano

Diario de un transeunte.

A la sombra del tomate.

Madrid Progresista

Cartier buscando preguntas.

Elena Valenciano

A sueldo de Moscú.

Las malas lenguas.

El rato tonto.

Sin la venia.

La cueva del dinosaurio

In puris naturalibus

Quemando iglesias

Weblog de Membrive

Las penas del Agente Smith

dbnews

Blog de Óscar Pardo de la Salud.

Si alguien no desea ser enlazado aquí, por favor me lo haga saber y lo retiraré.

A DIOS ROGANDO Y CON EL MILITAR MACHACANDO.

Una parte de la Iglesia Católica (por no generalizar) tiene el don divino de cagarla.

Condenaron a Galileo, montaron un lío bonito en Tierra Santa con sus cruzados, custodiaron las artes y la cultura durante la edad media en sus monasterios para que nadie pudiera acceder a ellas, hicieron acopio de riqueza que exhiben con orgullo, y bajo pago de billete, en la Ciudad más rica del Mundo: El Vaticano.

Otro de sus dones divinos es el de la supervivencia:

Se escaparon de la persecución romana, sobrevivieron a sus propias persecuciones internas (bueno algunos) , firmaron tratados,  como el de Letrán con Mussolini para reconocerle sus posesiones terrenales y al mismo tiempo garantizarse la tranquilidad de que el Fascista no entraría a robar sus riquezas.

En fin, que siempre supieron estar con el Gobierno armado (tienen una gran afición a los golpistas y asesinos); pero  todos aquellos otros gobiernos que no quisieron bailarle el agua o le son incómodos , esos  son ilegales o Dios no los ha bendecido, por lo que pueden ser derrocados con las armas de sus amigos los militares protegidos del Arcángel Gabriel.

Claro que algunos habíamos pensado que después de retractarse por lo de Galileo y demás, a pesar de seguir defendiendo a Franco y no haberse avergonzado jamás de haber colaborado con é, les habría surgido la vergüenza de debajo de las sotanas…pero no, tenía que salir el Cardenal Oscar Andrés Rodríguez Madariaga a hacernos un baile “moulin rouge de sotanas” y acabar la danza como siempre enseñándonos el culote, ¡y pensar que a este lo consideraban progresista!.

cardenales

La Iglesia hondureña a enseñado por debajo de la puerta la patita enharinada del cuento de “Las siete cabritillas” y el encargado de ponerle voz ha soltado mil gallos chirriantes por su boquita de piñón.

El final no olvidemos que la Cruz gamada también es una cruz, de la cual la Iglesia reniega, pero a la que se arrima en cuanto se despista, será un caso de imantismo.

MANIFESTACIONES, CONCIERTOS Y PROCESIONES.

quintana

Una quintana es una plaza pública. En Santiago de Compostela, A Quintana se encuentra subiendo la escalinata de Praterías , en el costado derecho de la Catedral un amplio espacio que termina en una enorme escalinata, donde numerosas personas solean y conversan en verano.

Esta plaza se divide en dos zonas denominadas: Quintana de vivos ( la ubicada en la parte alta de la escalera)  y Quintana de mortos (la gran explanada más baja) ; desde siempre ha sido un espacio de manifestación pública, de concentración cultural, y el lugar por donde cada Año Santo la catedral abre su boca en la “Puerta Santa”.

Se concentran entonces peregrinos de todas las partes del mundo, vecinos de Santiago, estudiantes, … una fauna humana diversa y que siempre ha convivido sin grandes complicaciones salvo cuando a la Iglesia Católica se le da por rascarse y exigir privilegios.

En este lugar he asistido a memorables conciertos, tan diferentes como María Dolores Pradera o Luis Eduardo Aute que nos arrebató el alma tocando su, por entonces ,  último ( y bastante desconocido) disco, titulado Tempo; aquel Ángelus sobrevoló toda la plaza de modo especial. Me he sentado en sus escaleras a descansar de mis paseos durante mi embarazo, me he tomado helados, he escuchado una fantástica interpretación de “Carmina Burana” que el conselleiro  del PP había presentado como una cantante gallega y me ha servido de punto de encuentro con mis amigos.

A Quintana concentra cada 25 de julio las manifestaciones de “O día da Patria Galega“.

La coincidencia de la fecha con la conmemoración católica del día de Santiago, especialmente en un año xacobeo,  incomoda de tal modo a la Iglesia que por segundo año santo consecutivo solicitan que no se realicen ni manifestaciones ni conciertos en ese espacio público y que se limiten a las actividades propias de la celebración católica. Por supuesto, algunos periodistas interpretan que estas cosas son culpa de los nacionalistas intolerantes,  no se atreven a decirlo claramente, pero quizá entiendan que debieran renunciar a su derecho a manifestarse en A Quintana, porque molestan a los fieles. Es curioso que cuando las calles de los pueblos se acordonan y no pueden ser usadas por los coches, y los vecinos deben retirar sus vehículos de la vía pública porque hay procesión, los otros no nos quejemos. Pero no, ¡ellos tienen más derechos que los demás! porque la adoración a su dios está por encima de los derechos de los demás.

La osadía de la Iglesia católica comienza a manifestarse de nuevo en Galicia, porque cuando Gobierna el PP por estos lares de Rosalía son época de vacas gordas para ellos, recuperan parte de sus privilegios a costa del resto del mundo.

El arraigo de la Iglesia Católica en Galicia es innegable, incluso territorialmente nos organizamos en “parroquias”, pero sinceramente ¡yo estoy harta!

El Ayuntamiento de Santiago ha accedido a restringir algunas actividades en A Quintana, por supuesto la manifestación que organiza el BNG se celebrará, porque la libertad de manifestación todavía en este país prevalece sobre los caprichos de algunos.

Pero me gustaría ver en alguna ocasión una cesión de la Iglesia hacia el resto de los ciudadanos a los que también molesta con sus dogmas, sus insultos y su creencia de que todo el campo es orégano y de su propiedad.

POR SER VOS QUIEN SOIS…

diablo-curaQue alguien me explique si décadas de abusos sexuales y torturas ¿ son delito o no?

No salgo de mi asombro ¿cómo se puede negociar con nadie el silencio protector para los verdugos a cambio de poder  investigar un delito?

No entiendo que haya que garantizar a una institución, en la que se esconden unos delincuentes, la impunidad ante hechos tan graves. Me pregunto también  ¿si en lugar de la Iglesia católica hubieran sido judíos, musulmanes o una secta , la investigación irlandesa  hubiera protegido del mismo modo a los culpables? ¿o se habría sido más contundente?

Cuando la víctima de abusos y tortura es un niño la monstruosidad es aún mayor, no porque sea niño sino porque su capacidad de defensa y su credibilidad están mermadas ante las de una autoridad tan arraigada en la sociedad irlandesa como la de la Iglesia Católica.

Esta institución vergonzosa nos juzga a todos según sus criterios,  nos impone petinencias y formas de vida en la que ellos no creen  y nunca asume sus responsabilidades. Parece que no hay humanos culpables  de delitos en la Iglesia, sino que tampoco humanos inocentes, porque la inocencia pierde su esencia cuando se es culpable por omisión…  y en este tema ellos son especialistas.

Se les consiente todo, pueden cometer todo tipo de aberraciones “por ser vos quien sois” que  con ofrecer una disculpa , aunque sea doscientos años después , es  más suficiente para quedar impune hasta de quemar en hogueras a los diferentes o proteger dictadores sanguinarios…y eso cuando se disculpan, que no es siempre.

La creación de una Comisión para la investigación del abuso infantil ha demostrado ser una pomadita para la quemadura de la curia ante las acusaciones públicas de las víctimas, han hecho el mayor ejercicio de hipocresía nunca visto: -Sí, ha habido abusos y muchos pero vamos a dejar que los culpables sigan con sus vidas y, los que se han muerto, con su “honor” intacto- ¿Y los derechos de los agraviados? ¡JODER, que tonta soy! ¡Para las víctimas  el Reino de los Cielos! … por poner dos veces el culo  ¿O era la mejilla?

Y va un cura en la SER y dice que se EXAGERA ¡hay que joderse!