¿POR QUÉ NO TE CALLAS?

Entiendo que no soy una política, que no tengo la responsabilidad de un gobierno de mantener unas buenas relaciones internacionales y que, por lo tanto, es bien posible que esto que escribo ahora sea una solemne tontería.

El personaje Chávez me chirría, es visceral, pero sus salidas de tono me tienen un poco hartita, y por eso está perdiendo mi respeto a pasos agigantados.

He de reconocer que si bien consideré que, en el famoso “porquénotecallas”, la reacción del Rey me pareció totalmente fuera de lugar, he de decir que yo probablemente haría lo mismo…y  como carezco de representatividad sería una especie de protesta, tipo zapatazo volador, sin más trascendencia.

Pero las respuestas que Chávez está dando a nuestro Gobierno, al que considera presunto amigo, me hace sospechar que España es tratada por este personaje como una madrastra a la que hay que tolerar pero que, cuando se siente regañado, merece una mala contestación. La primera reacción fue bastante desagradable pero la segunda no tiene nombre, sobre todo cuando pone en tela de juicio la legitimidad y la imparcialidad de nuestro sistema judicial.

Este hombre se atreve a sugerir a un gobierno que “le eche un ojo a su poder judicial”, comprendo que Chávez desconozca que el Poder Judicial debe de ser independiente y que el Gobierno español no es quien para “echarle un ojo”. Puestos a cuestionar algo yo empezaría por las garantías democráticas de los venezolanos, comenzando por la libertad de expresión a la que Don Hugo no tiene reparo en “echar un ojo” cuando le conviene…y después tomar medidas de censura… no sé si es exactamente eso lo que propone el Presiente venezolano a nuestro Gobierno, pero prefiero no pensarlo.

He dicho que no soy política con responsabilidad pero, si en mi mano estuviera, el embajador español estaría en este momento volando hacia Madrid, “llamado a consultas”, hasta que este hombre  nos diera una respuesta adecuada;  creo yo que no tenemos por qué aguantarle ya más tonterías a este señor que se cree un libertador y no deja de ser más que un megalómano al que en breve el cono sur americano se le quedará corto.

Simón Bolívar ha muerto, Señor Chávez, pero no se preocupe no es cierto que tiempos pasados fueran mejores, los mejores están por llegar y así se lo deseo al pueblo Venezolano.

Una respuesta a “¿POR QUÉ NO TE CALLAS?

  1. Fíjate que discrepo contigo, de principio a fin: me pareció muy oportuna la reacción del Rey, porque respondió a una pesadez concreta en un momento dado, y coincido en que Chávez no tiene por qué dar explicaciones a nuestro Gobierno porque en realidad nadie se las ha pedido. Simplemente, el presidente español, que no domina el lenguaje diplomático como sí hace Moratinos, habló de “pedir explicaciones” a otro Gobierno legítimo (que no me caiga bien Chávez no significa que no tenga claro que allí lo votan mayoritariamente porque sus compatriotas, sobre todos los más pobres, saben de sobra cómo son quienes le hacen oposición), lo cual nadie debe hacer cuando de lo que se trata es de una supuesta acción individual de un presunto colaborador con ETA. ¿Qué culpa tiene Chávez de que en su país viva un tipo al que España deportó en 1989 porque nos interesaba? Si por él fuera, nos lo enviaba de vuelta y se quitaba de problemas… Y nadie puede pedirle que se dedique allí a controlarle, porque los nuestros no son sus problemas.

    Saludos, compañera.

    Xiabre.- Comprendo tus argumentos, pero no los comparto. Efectivamente Zapatero no domina el lenguaje diplomático, pero Chávez, tampoco. Lo que está claro es que si se dirigen de “colega a colega”, los exhabruptos sobran y creo yo que con haber respndido de buenas formas, precisamente lo evidente: “nada tenemos que ver con “los deportados por España”, no hemos intervenido en sus actividades ni relaciones”… y la cosa habría quedado donde debía, en un juzgado hasta su resolución. Pero este señor ha llegado a sugerir que “le echemos un ojo a nuestro poder judicial” y me parece doblemente grave (aun siendo yo la primera “desconfiada” sobre el tema).
    Ciertamente a mí me desagrada Chávez, pero ello no me impide ver que el Rey (según mi modesto entender) tuvo una sonora salida de tono para una persona con habilidades diplomáticas y con la experiencia del Monarca.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s