Archivo mensual: agosto 2011

AL COCHERITO, LERÉ!

Pareciera que l@s polític@s galleg@s no tuvieran más que hacer que polemizar sobre los coches oficiales; abrió el melón el actual presidente de la Xunta contando una sarta de mentiras que la prensa recogió diligentemente, pero fue menos diligente cuando se demostró que no decía toda la verdad. Y ahora nos encontramos con que una Parlamentaria Galega, Carme Adán (BNG), ha renunciado al uso del coche oficial con el que se privilegia a su cargo en la Mesa del Parlamento Galego y pone patas arriba a la cámara.

Se alteran sus señorías acusándola de demagogia, sin desvergüenza, así con toda la jeta de mármol de carrara (el cemento es poco para est@s), como si lo normal fuera mantener privilegios innecesarios en épocas de crisis.

Me recuerda esto cuando se aprobó la conocida como “Lei dos altos cargos” que les otorgan un hada madrina de calabazas transformables en beneficios para su jubilación, entre otros especialmente pensados para el “funcionariado político”. Es lógico que los habitantes de la Cámara Gallega encajen mal que alguien renuncia a sus privilegios “naturales”, no vaya a ser que a alguien se le ocurra sugerir la posibilidad de que los demás hagan lo mismo.

Claro que todo sistema de ahorro es poco adecuado cuando trata de aplicarse a según quien. No se les ha ocurrido sumar los gastos que sostiene la administración gallega por este concepto, quizá va siendo hora de que en lugar de asignar coches y chóferes la administración  cree un parque móvil con esos coches y chóferes y se pongan a disposición de cualquiera que lo necesite para el servicio y no para irse a los toros o al fútbol como se está pasando hoy en día.

Cuando los cargos públicos aprendan a diferenciar su actividad pública de la privada entonces nadie protestará por que otr@ renuncie al uso de coche oficial.

Ferrán Martín. 10 de junio de 2010. lainformación.com

OPTIMISMO

Son optimista, por natureza,

pero ás veces preciso axuda,

para sorrir.

Preciso a man que me colle a gorxa

nunha aperta agarimosa,

preciso os dentes que me traban,

para amosalos nun sorriso,

preciso o berro xordo da dor,

para chamar a quen amo.

Máis as mans, a voz, os dentes

 son armas ferintes,

 que non entenden de optimismos;

por iso, ás veces, preciso axuda

para ser feliz.

________________________

Soy optimista, por naturaleza,

pero a veces preciso ayuda,

para sonreír.

Necesito la mano que me coge la garganta,

en un abrazo cariñoso,

preciso los dientes que me muerden,

para mostrarlos en una sonrisa,

preciso el grito sordo del dolor,

para llamar a quien amo.

Mas las manos, la voz, los dientes

son armas hirientes,

que no entienden de optimismos;

por eso, en ocasiones, necesito ayuda

para ser feliz.

NI TANTO ERA ANTES, NI TANTO ES AHORA

No hay pitanza más apetecible para los carroñeros que un casicadaver. El olor de la sangre despierta el ansia,  el ansia de supervivencia.

En política esto es tan notorio y evidente que me dan arcadas; durante las legislaturas Zapatero muchos socialista se dedicaron a alabarlo ¡el líder supremo!, pareciera que su astrólogo de cabecera hubiera predicho una  prometedora y brillante carrera política y los juglares del Reino hubieran extendido sus loas al elegido por todo el orbe; no creáis que las voces ahora críticas, indignadas y lapidarias que  se alzan contra el antes líder supremo están libres de responsabilidad, no, no lo creáis, este señor, por ejemplo, era de los que sostenía  en mayo del 2010 que Zapatero era el presidente más de izquierdas que había tenido España desde la República, la crítica brillaba entonces por su ausencia.

Estoy casi segura de que si el PSOE tuviera encuestas favorables, ni la mitad de las voces “colocadas” abrirían la boca fuera de los órganos del partido y la mayoría también se callaría dentro. Es lo que tiene estar cómodo, que uno le coge a precio a ciertas cosas y hay que defender el Alcázar, aunque ello suponga el  despachar a los compañeros de armas, uno a uno, desde lo alto de las murallas, porque al final no importa que quede uno solo, siempre que ese uno sea el menda.

Estos Compañeros, que han decidió alzar ahora la voz (en su derecho están) ,  han callado ante tropelías internas (de reducción de los derechos de los militantes por ejemplo) y sostenido posiciones que les beneficiaban solo a ellos , aunque supusieran una vergüenza para sus compañeros sin cargo, militantes de partido, sí esos que en la calle tienen que aguantar las broncas que les deberían caer a estos señores.

Yo sé que Zapatero no lo está haciendo como debiera, que se nos ha hecho un tibio en muchas cosas (con los privilegios del concordato, por ejemplo), que la ha cagado en numerosas ocasiones, pero mientras estaba vivo políticamente había una quietud y una complacencia espeluznantes (sí, la cosa daba mucha grima); pero ahora, cuando los carroñeros huelen el cadáver,  aúllan y corren a proteger su porción de comida y lo hacen uniendo sus voces a la jauría popular que lleva  dos  gobiernos socialistas  echándonos el diente y aullando sin afonías.

Ni zapatero era entonces un lider planetario ni ahora es un cadaver político al que devorar ante los ojos del mundo. Y lo peor es que todavía recuerdo el olor a sangre de Touriño en Galicia, me duele el canibalismo político que he tenido la desgracia de presenciar estos  últimos tiempos, pero me duele más ver los ojos brillantes de los carroñeros, esos ojos que ya he visto en otros macabros banquetes.

 
"(...) yo también tengo ruinas
 meses y años troceados
 muñones de confianza
 perdones en añicos
 piedras en las que a veces
 me reconozco      entonces
 amo la piel rugosa
 de mis hermanas ruinas."

"Ruinas", Mario Benedetti
Inventario Dos (1986-1991)

GRISES, MADEROS Y TORRENTES

Cuantos hemos conocido responsables, sensatos y con ánimo de servicio público y cuantos otros seres grises, con cara de madera y agrias entrañas, machacan el trabajo de los primeros.

Cuando era niña la simple mención de “los grises” nos convertía fulminantemente en “el correcaminos”, decía mi abuela que “el que tiene culo, tiene miedo”. Con la democracia llegaron los maderos, modificaron algunas de sus formas y algunos hasta se adaptaron a la nueva situación democrática.

Pero no hay nada peor que disponer de poder y no saber gestionarlo y dentro de los cuerpos de seguridad del Estado siempre hay algun@ (más oes que aes) aficionado a demostrar que manda por su par de “orquídeas”¹ y bien plantadas, por la naturaleza en el hueco de un árbol muerto.

La testosterona se destila entre las filas de estos cuerpos, en concentraciones tan elevadas que llegan a ser tóxicas para la democracia y en otras ocasiones para la vida inteligente.

Durante las manifestaciones laicas en una ciudad tomada por los asistentes a la JMJ, la testosterona despertó los instintos vitales del machorro español de toda la vida, ese  que ayuda a cruzar la calle a la rubita cumballá y siente la necesidad extrema de protegerla del resto del mundo (¡mundo malooo!) y que al mismo tiempo enciende su rabia contra los que osan respirar a su paso o no le rinden pleitesía.

Así una rabia que habrían volcado sin pensarlo contra un grupo de jóvenes realizando un botellón en zona prohibida, y que se quedó en un “nopasanada”, porque los nada eran de JMJ.

Una rabia que se habría desatado si los grupos laicos hubieran osado quedarse en medio de un lugar de tránsito de una procesión católica, pero que se volvió justo contra quienes ejercían su derecho a manifestarse libremente.

Y se quejan ahora porque va a haber sanciones al policía que le metió un par de sopapos a una menor (por cierto que no he escuchado al Defensor del Menor decir ni mu al respecto)

Me he quedado alucinada al leer unas declaraciones de un dechado de virtudes democráticas llamado Alfredo Perdiguero, por más señas portavoz de la  Unión Federal de Policía (UFP), que ante las sanciones por estos hechos ha declarado:

“(…) al final que, por la desidia de los políticos, lo fácil es sancionar a la buena de dios, aplicar el régimen disciplinario por las presiones sociales de según qué gente (…)”

Sr Perdiguero, se le ha visto el plumero:

1º.- Los políticos mandan pero las hostias como panes ni las dan ellos,  ni viene en ninguna ley de este país que deban darse, y menos  “a la buena de dios”, como las han repartido “los suyos”.

y 2º “Según qué gente” en este país somos según la constitución todos iguales ante la ley. Según que gente también habría que mirar hay entre sus compañer@s. Según que gente abusa de la porra y según que gente no sirve para el servicio público… ¿según que gente, dice usted? le ha faltado añadir que “esta gente no sabe  con quién trata”.

Pues parece, Sr. Perdiguero, que usted ha perdido el norte, el este, el sur y hasta el oeste y ha olvidado que esto es una democracia, que no se le pega a la parroquia, sea esta católica, laica o zoroastrista, y que sus orquídeas, petadas de testosterona, mejor se las corta y las pone en un búcaro de cualquier iglesia, que lo de Torrente es una película y los maderos y los grises se han quedado en tiempos pasados.

¡En qué manos estamos!

(1) Orquídeo, a. Del latín  orchis, y este del griego  ὄρχις, testículo, planta bulbosa.

LAS ZAPATILLAS ROJAS

Nacemos descalz@s y morimos descalz@s, pero hay otr@s que viven descalz@s; descalz@s por humildad, descalz@s por pobreza, descalz@s de convicciones…

Porque la humanidad es más humana descalza, escuchando el latido del planeta, soportando las inclemencias… nos descalzamos para soñar, para relajarnos; nos descalzamos ante quien merece nuestro amor…

Todos en algún momento nos calzamos de desprecio, de frontera, hasta nos calzamos sombreros de orgullo.

Y algunos calzan zapatos rojos, regalados, del maestro artesano  Adriano Stefanelli, a medida, para que no le rocen, para presumir que el mundo está para pisar y olvidar que morirá descalzo como otros mueren ahora; es como la bailarina de las zapatillas rojas, perdida en una danza eterna, consecuencia de los deseos de ser una estrella pagada de orgullo y vanidad.

Quizás llegue el día en que desee que le amputen los pies para dejar de bailar… quizá sea mejor tener pies de madera, y simplemente caminar descalzo por el mundo, aunque el suelo arda y sepulte muertos.

Que duerma si puede… porque a mi me cuesta calzarme por las mañanas.

EL INFIERNO DE SALVADOR VICTORIA

Unas indecentes declaraciones de Salvador Victoria, consejero de Asuntos Sociales de la Comunidad Autónoma de Madrid, me han dejado pasmada y más convencida de que las milongas que nos cuenta la iglesia son exactamente eso: milongas; pues sino es incomprensible que algunos católicos, como este, no tema al infierno y mientan con la desfachatez que lo hacen, sabiendo en este caso concreto que ni rescate económico,  ni ETA ha entrado en la instituciones de mano del PSOE, en todo caso habrán entrado de mano de los resultados electorales con el aval judicial; pero claro siempre olvido que para el PP solo los resultados electorales que les favorecen son legítimos, los otros siempre son fraudulentos.

La hipocresía de la Curia y sus adláteres políticos es tal que se permiten “tergiversar” sobre los gastos de los fastos papales y quedarse tan anchos, me gustaría saber si estos “festejos de evangelización” traerán algo más al mundo que unos beneficios económicos y las molestias a la ciudadanía de Madrid.

Sr. Victoria lo veo en el infierno ¡ahhh, no, ya olvidaba que siempre hay bulas para los pecadores! ¡NO1 entonces no se prive, ¡mienta, tergiverse y persiga a quien ejerce su derecho de opinión contraria al gasto en un fiestón en plena crisis económica de los países ricos y humanitaria en el cuerno… en el quinto cuerno ¿no?

Entre tanto viendo hoy la dos de TVE, retorné a mi infancia imaginándome lo que serán las retransmisiones de los “actos más relevantes de la visita papal”, como si hubiésemos vuelto al nacionalcatolicismo de golpe, así que le harán un somero seguimiento, a saber:

“la llegada a Barajas del Papa, estancia y audiencias en la Nunciatura, misa de seminaristas en la Almudena, visita al centro de discapacitados San Juan de Dios, Vigilia y misa de Cuatro Vientos (en alta definición), encuentro de voluntarios en el IFEMA y salida de Barajas.”

Esta es la España aconfesional, y lo que nos queda por aguantar, evangelización tras evangelización mientras se trata de silenciar los “derechos de opinión discrepantes” que son atacados como “perseguidores de la fe” y “laicistas agresivos“… ¡Nos falta una nueva inquisición para acabar con las opiniones contrarias! y entre tanto la cabra desfilando por Madrid para homenajear a Ratzinger.

La Iglesia del pensamiento único, que perdona con generosidad los pecados de los suyos e intenta sojuzgar a los demás, trata de recuperar al país que paseó a un dictador sangriento bajo palio, todavía esperamos que se disculpen por haber contribuido y apoyado activamente durante 40 años aquellos comportamientos políticos y “religiosos”  intolerables.

Que disfrute la jerarquía católica de tanto joven que después no pisa una iglesia más que para los cuatro actos sociales: bodas, bautizos, comuniones y funerales.

ADELANTOS Y ANSIEDADES.

Desde la celebración del Debate del Estado de la Nación del año pasado el PP no ha dejado de pedir elecciones anticipadas, pareciera que los resultados de cualquier cita electoral cuestionaran los emanados de las urnas en las anteriores elecciones, de diferente circunscripción, me pregunto yo si es que ganando las elecciones en la mayoría de los ayuntamientos ya se ganan o se pierden unas europeas, por ejemplo. Este afán de mezclar churras con merinas es muy propio del PP que es aficionado a los juegos de manos y las trampas dialécticas.

No pude evitar sonreír cuando Mariano Rajoy dijo aquello de que el adelanto de las elecciones supondría el impulso necesario para salir de la crisis, porque ni como vidente tiene valor, este señor tiene tal afán de poder que le ha dado igual difundir el rumor de lo insolvente que es España, a través de sus acólitos,  para ahora salir a decir que no vamos a ser “rescatados”, cuando en su momento no contradijo a Cristobal Montoro que llegó al extremo de decir que nuestro país suponía un problema para el euro y para Europa.

Como las cosas no se están desarrollando como el PP quisiera, el mensaje sobre quien debe de ser el partido que debe ganar las elecciones es cada vez más alto , porque consideran que son el detergente que limpia más y mejor que los demás, cosa que es lógico que digan, pero pareciera que les fuera imprescindible ese refuerzo para convencer al mundo y autoconvencerse de que el cuento de la lechera, que se cuentan cada noche, no se va a disipar en las urnas en 20-N por efecto de cualquier cosilla que genere el renacimiento del PSOE, y han entrado en una vorágine de “quiero, quiero, quiero” al más puro y patético estilo Gollum. Por otra parte, no habrá problema, ya que (según las gentes del PP) las urnas parecen legitimar solo a los Gobiernos Populares, los demás siempre son accidentes resultado de conspiraciones judeo-masónicas y otras hierbas.

No hay nada como perder los papeles, cuando luego se recogen puede pasar cualquier cosa, y el PP los ha perdido y hasta desordenado en un acto de engaño con el que pretende llegar, a cualquier precio, al gobierno de España; en un ejercicio propio de las mejores obras de los “Le Luthiers” y de los más irresponsables actos políticos que hayamos presenciado nunca.

La campaña electoral para el Partido Popular será, como parece una partida de caza menor, la caza del faisán.